"La mejor herencia que se le puede dar a un niño para que pueda hacer su propio camino, es permitir que camine por sí mismo." Isadora Duncan

"Estoy convencido que uno de los tesoros que guardan los años es la dicha de ser abuelo"
Abel Pérez Rojas

"No entiendes realmente algo a menos que seas capaz de explicárselo a tu abuela." Albert Einstein

sábado, 3 de diciembre de 2011

Comentar noticias (Comentarios a las noticias)

No suelo leer los comentarios a las noticias que dejan algunos usuarios  en los periódicos digitales y menos escribir o contestar. Pero a veces es inevitable este masoquismo...
Suelo limitarme a leer los titulares y si alguno me interesa lo termino y punto. Pero hoy sentí una curiosidad especial porque había dos noticias muy llamativas de cuyos titulares se habían hecho eco todos los medios de comunicación del país.
Por eso sin más decidí darme una vuelta por los comentarios de los lectores de distintos periódicos,  para ver lo que opinaba el personal sobre este asunto.
Mi sorpresa fue grande porque no saqué nada en claro sobre las noticias. Aquello era una jaula de grillos, un parloteo mental que no conducía a aclarar nada. Miles de expresiones vulgares, insultos varios, descalificaciones, poco conocimiento o formación, muchas faltas de ortografía y a mi parecer pocos comentarios (casi ninguno) correspondía a las lecturas de los artículos, fue lo que me encontré.
Según estaba leyendo me preguntaba por cómo se tenía que sentir el moderador porque aquello no había por dónde tomarlo y en algunas noticias había hasta más de 500 comentarios. Así que me animé yo también a escribir algo, meter un poco de cizaña y esperar reacciones. Reconozco que aparentemente esta pérdida de tiempo me ha reportado ciertaos beneficios mentales.
Hubo quien me llamó descerebrada, quienes escribieron cosas que nada tenían nada que ver con el artículolo, otros pasaron por completo, unos cuantos dejaron sus obsesiones y alguno curiosamente siguió mis argumentos.
La conclusión a la que llegué es que esta opción que debía de servir como vehículo de comunicación o sondeo de opiniones no servía sino para desahogo de la mayoría de los participantes. Para algunos escribir y machacar a otro verbalmente servía de vía de escape al estrés cotidiano; para otros suponía una diversión o pasatiempos y solo unos pocos deseaban ser constructivos y expresaban sus opiniones de una manera veraz y civilizada.
Os propongo a repetir mi experiencia, daros un paseo sin involucraros mental ni afectivamente y os sorprenderéis de lo que somos capaces los seres humanos cuando nos ampara el anonimato.

18 comentarios:

  1. Si, algunas veces, pocas, he pasado por ese mundo y es tal cual lo describes. No entendí casi nada, las opiniones no eran tales y las faltas ortográficas inmensas. El lió mental me hizo hasta considerar, por suerte por pocos instantes, si no sería yo la incapacitada para compartir ideas en esta nueva época histórica. Supongo que habrá sesudos estudios al respecto que aporten líneas de conducta, valores estructurales y demás zarandajas, pero lo que a mi me quedó es un desaliento profundo.Besos

    ResponderEliminar
  2. Yo también pasé por esa experiencia en faceboock. Resultó como la tuya: nefasta. Había un par o tres de individuos que acaparaban la mayoría de los comentarios, todos con insultos, palabrotas, obscenidades y los más suave eran las faltas de ortografía y sintaxis. Nada que ver con los comentarios que hacemos en este entorno nuestro bloguero. Conclusión: allí no he vuelto y aquí esto todos los días. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Hola Tere, o sea a tí también te ha tocado. Habrá personas cultas y normales, pero da igual, los insultan aún más. Falta de respeto e intolerancia es la conclusión que saqué.
    Es como un partido a ver quien se desahoga más independientemente de la noticia.
    Bss

    ResponderEliminar
  4. Hola Felipe, nada que ver. Aquí en general se dicen las cosas con respeto. Cada cual es libre de opinar, pero los insultos, descalificaciones no es lo habitual. Siempre digo si no estás de acuerdo y no te gusta algo, dilo, o pasa, pero siempre con educación. Yo tampoco he vuelto a leer ningún comentario. Para perder el tiempo no estoy
    Buen domingo
    Bss

    ResponderEliminar
  5. Ya lo he hecho. Francamente decepcionante. Yo he llegado a la conclusión que son siempre los mismos los que se buscan para insultarse y decir sandeces. Vamos, que se necesitan los unos a los otros.
    En definitiva, que hace tiempo que ya no malgasto mi tiempo en tratar de razonar con ese tipo de... personas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Me alegro Javier de no ser la única que he pasado por este trance. Lo comenté en su día en mi entorno cercano y todos me dijeron lo que tú, que es imposible comentar ni razonar porque de lo que se trata es de tirarse trastos a la cabeza. Lo de menos es la noticia u opinión. Una pérdida total de tiempo. Es mehjor leer las noticias positivas de los lunes:-)
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. MUy bueno katy, buen experimento que yo no he hecho nunca precisamente por lo que cuentas. No hay diálogo constructivo sino desahogo absurdo a cota de otros, pero ya se sabe Dios los cría y ellos se juntan.
    Un beso y feliz domingo

    ResponderEliminar
  8. Hola Fernando fue un experimento curioso pero no premeditado. Leer una par de noticias y me llmó la atención el nº exagerado de comentarios (había más de 100) La misma noticia en otro medio idem y los comentarios por el estilo. Lo que me hacen penar que son los mimos que van de periódico a periódico. Desde luego en otra no me pillan :-)
    Al menos he constado que tienen poco que hacer.
    Bss

    ResponderEliminar
  9. Algo parecido a un partido de fútbol. Uno toma la conciencia del grupo, perdiendo la suya propia...
    Un beso.

    Salu2

    ResponderEliminar
  10. Que bueno Toni, nos hemos cruzado por los pasillos virtuales.
    Así es en colectivo somos irreconocibles. Se nos va la olla.
    Bss y bienvenido de nuevo al este mundo respetuoso de los bloguers.

    ResponderEliminar
  11. Hola Katy: El anonimato y la masa, suelen ser refugio de quién no tiene una línea de conducta propia. La verdad es que nunca me ha dado por involucrarme en este tipo de comentarios, aunque a veces, como bien dices, te vengan ganas. Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Pues si lo mio ha sido una simple curiosidad. Porque suelo leer las noticias digitales en varios periódicos y me dio por leer ese día los comentarios, no todos porque bastó hace una prueba para sacar las conclusiones.
    Un abrazo Rafa y feliz semana

    ResponderEliminar
  13. Hola.
    He llegado a tu blog en una búsqueda en google.
    La mayoría de sitios webs de prensa no merecen que se entre a leer los comentarios de los "lectores", salvo que uno esté haciendo una tesis doctoral sobre la estulticia reinante.
    Hay honrosas excepciones, como en todo.
    Sin embargo hay otros sitios web, como foros, blogs, etc, en los cuales uno puede permitirse el lujo de filosofar en voz alta (o letra alta, jeje) y ver cómo el pensamiento general de la comunidad va cambiando con el tiempo, a veces incluso alguien puede llegar a escribir algo que uno mismo podría haber escrito.
    El inconsciente colectivo es algo que casi todos niegan, pero que está ahí. Y hay que saber contribuir en él de la manera más positiva posible.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  14. mejor hacer la vista ciega querida amiga, besinos miles de esta amiga que te quiere un montón y te desea con cariño feliz inicio de semana.

    ResponderEliminar
  15. Hola Fleisch muchísimas gracias por tu comentario enriquecedor y que aporta nuevas luces sobre este incosciente colectivo. Me encanta que todos podamos hablar en voz alta y decir aquello que opinamos o con lo que estamos en desacuerdo. Pero siempre con respeto y educación. Eso es enriquecedor. Pero no las descalificaciones.
    Un saludo cordial

    ResponderEliminar
  16. Hola Ozna, tu haces cierto el refrán " A palabras necias oídos sordos"
    Bss y buena semana para ti

    ResponderEliminar
  17. Buenos días, Katy.

    Más de una vez, hace mucho tiempo, me perdía en las charlas de opinión de las columnas de Elpaís (escoger un buen periódico lo más neutral posible es importante justamente para evitar al máximo esas conductas), y más de una vez me llevé sorpresas desagradables por la baja calidad de los comentarios, carentes de sentido con el artículo , y algunos muy ofensivos basándose en el anonimato. Cuando ves un comentario insultando y muy mal expresado o con faltas garrafales escrito en mayúsculas (las mayúsculas es como si te estuviesen gritando), la intención nunca es positiva, pasa lo mismo con los mensajes que uno recibe en ocasiones por email o en el blog.
    Nunca me ha gustado la congregación de las masas, son lugares propicios para que las posturas más agresivas se sientan resguardadas y libres de atentar contra las libertades ajenas en aras del anonimato. Una pérdida de tiempo, una lástima.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  18. Hola Begoña, llevas toda la razón. Yo no suelo hacer nada de esto. este día simplemente me puse a curiosear y claro así salió. Pero a juzgar por los comentarios esto es la norma general. Estos comentarios no enriquecen ni aportan nada a nadie. Como bien señalas. "Una perdida de tiempo"
    Bss y gracias por compartir tu experiencia.

    ResponderEliminar

Bienvenido. Gracias por tus palabras , las disfruto a tope y además aprendo.

“EL TIEMPO QUE PERDISTE POR TU ROSA HACE QUE TU ROSA SEA TAN IMPORTANTE”. Saint-Exupéry

“EL TIEMPO QUE PERDISTE POR TU ROSA HACE QUE TU ROSA SEA TAN IMPORTANTE”. Saint-Exupéry