"La mejor herencia que se le puede dar a un niño para que pueda hacer su propio camino, es permitir que camine por sí mismo." Isadora Duncan

"Estoy convencido que uno de los tesoros que guardan los años es la dicha de ser abuelo"
Abel Pérez Rojas

"No entiendes realmente algo a menos que seas capaz de explicárselo a tu abuela." Albert Einstein

martes, 5 de julio de 2011

¿Se puede cambiar?


Este es un tema que he discutido muchas veces en el círculo familiar, amigos, y grupos.
Soy de las que defiendo que sí. Siempre se puede empezar, lo que hace falta es saber en que queremos cambiar, que es lo no nos gusta de nosotros mismos y la voluntad de hacerlo.
"Yo es que soy así" es a mi modo de ver la frase típica de los que están encantados de conocerse y los demás que apechuguen ...
La vida es un continuo cambio, y tenemos que adecuarnos, seguir el ritmo. ¿Entonces por qué no lo podemos hacer nosotros?
Partiendo de la base de que nadie convence a nadie, porque es la persona la que se auto convence, todo es posible si se quiere. Potenciar aquello que llevamos dentro, nuestras aspiraciones a veces frenadas por temores, prejuicios e ideas preconcebidas. Tampoco se trata de ser otra persona pero si desterrar aquello que es un obstáculo para nuestra felicidad y realización personal.
Cambiar no es fácil, pero seguro que si modificamos algunas actitudes nada será igual, todo cambiará porque aprenderemos a mirar con ojos nuevos.
Si yo lo hubiera sabido antes. ..
No tenemos que esperar una crisis personal, una enfermedad, una pérdida de un ser querido para modificar comportamientos. A veces necesitamos un empujoncito, como alguien que crea en nosotros y nos apoye y de ánimos, igual que cuando se nos ayuda con una adicción. Cambiar es hacernos responsables, más fuertes
y así poder afrontar nuevos retos en la vida.
Os dejo este cuento que resume bastante bien lo que deseo transmitir

Azulito
Durante años fui un neurótico. Era un ser angustiado, deprimido y egoísta. Y todo el mundo insistía en decirme que cambiara. Y no dejaban de recordarme lo neurótico que yo era.
Y yo me ofendía, aunque estaba de acuerdo con ellos, y deseaba cambiar, pero no acababa de conseguirlo por mucho que lo intentara.

Lo peor era que mi mejor amigo tampoco dejaba de recordarme lo neurótico que yo estaba. Y también insistía en la necesidad de que yo cambiara.
Y también con él estaba de acuerdo, y no podía sentirme ofendido con él. De manera que me sentía impotente y como atrapado.

Pero un día me dijo: "No cambies. Sigue siendo tal como eres. En realidad no importa que cambies o dejes de cambiar. Yo te quiero tal como eres y no puedo dejar de quererte".

Aquellas palabras sonaron en mis oídos como música: "No cambies. No cambies... Te quiero...".
Entonces me tranquilicé. Y me sentí vivo. Y, ¡oh, maravilla!, cambié.

Anthony de Mello

20 comentarios:

  1. Hola Katy!! Muy bueno el cuento. Entiendo lo que dices y tienes razón. El cuento lo demuestra.
    Besossssssss

    ResponderEliminar
  2. Hola Katy, yo creo que tal vez el caracter, si es muy dificil cambiarlo, pero tambien se puede dirigir como en el cuento, con cariño y paciencia, siempre sin etiquetar a la persona. Me a tocado ver varios casos en que caracteres muy fuertes, han tomado el buen camino. Un abrazo Martha.

    ResponderEliminar
  3. Hola Gabriela, trabajar por nuestro crecimiento personal es una tarea a realizar cada día, pero para eso hay que despertaer.
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. El carácter Martha si es difícil cambiarlo pero si nos quedamos en "Yo soy así" no movemos ni un dedo porque estamos a gusto.
    Se puede cambiar si se desea, se quiere y tenemos claro a dónde queremos llegar y por qué. Tenemos que estar a disgusto con nosotros mismos, insatisfechos y ese el momento para dar ese paso.
    Un beso y gracias por tus palabras

    ResponderEliminar
  5. Yo diría no sólo que se puede, sino que se debe cambiar, que todos debemos cambiar. Somos cambio y evolución, nunca se repiten las cosas por mucho que se parezcan los días, así que necesitamos adaptarnos cada día a las nuevas circunstancias.
    Desde bien pequeños se nos inflama el YO y nos esclaviza hacia la soledad; para vivir en sociedad tenemos que rebajar el yo, hacernos pequeñitos y magnificar el NOSOTROS.

    ResponderEliminar
  6. Es difícil cambiar. Es indispensable querer cambiar y aún así, complicado. Estoy de acuerdo con Azulito. Quizás sea esa la única motivación, saber que nos quieren a pesar de todo pero que por nuestro bien, debemos cambiar...Beso

    ResponderEliminar
  7. Somos capaces de conseguir todo aquello que imaginamos.

    Un beso

    ResponderEliminar
  8. Igual no he sabido explicarme Francisco.
    Me refería a actitudes personales intransigentes, que es más complejo.
    Estoy de acuerdo en que el YO por encima de todo no me ayudará en mis relaciones con los demás.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Hola Tere no es fácil pero se puede, depende de nuestra motivación. y voluntad.
    Hay gente maravillosa que demuestra unas capacidades en donde los demás habríamos tirado la toalla sin más. Y otros lo que hacen es ahuyentar por sus actitudes intransigentes.
    Un beso

    ResponderEliminar
  10. Contrapuntojulio 06, 2011

    Hola Katy, yo creo que cambiamos continuamente, no soy la misma de hace diez años.
    A un mes de cumplir años, estoy reflexionando sobre los cambios que quiero hacer en mi vida a partir de ya, quiero ser lo mas feliz posible en esta recta final y para eso tengo que hacer "limpieza general" y estar bien conmigo misma.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  11. Hola Nerim,totalmente de acuerdo. Creo que nos falta algo de imaginación.
    Un beso

    ResponderEliminar
  12. Hola Contrapunto muchas gracias por compartir una vez más tu experiencia y pensamientos futuros.
    Tu postura es estupenda y especial. Seguro que con esa actitud lograrás llevar a buen puerto tus deseos.
    Un beso

    ResponderEliminar
  13. Sin intenciones de frivolizar, creo que el deseo de cambio puede ser equiparable al de dejar de fumar. Hay que desearlo con total convicción y hay que contar con la gente cercana para ello.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Por supuesto Javier. Es el mismo tema, si alguien decide dejar una adicción le cuesta muchísimo. Pienso que es más fácil cambiar algún rasgo de tu carácter que no te gusta, o que te estorba para crecer y ser más feliz.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  15. muy buen cuento katy!!!
    yo estoy de acuerdo, si se puede cambiar, la cosa es hacerlo por uno, por decisión propia, porque si es porque alguien más quiere es más que nada fingir por agradar...
    saludos!

    ResponderEliminar
  16. Por supuesto es así Sherezada. El cambio debe obedecer a la necidad interor de la persona que no está satisfecha consigo misma. Es como una cirugía estética del alma. Extirpar aquello que nos impide ser felices. Nunca por exigencia de otro.
    Un beso

    ResponderEliminar
  17. Pienso que todo se puede modificar algo, modelar algunas cosikas, pero no cambiar..., la vida me lo ha demostrado. Al final por muchas vueltas que damos, se vuelve...
    Gracias Katy, siempre intento mejorar y aprender, a pesar de todos los tropiezos.
    Que tengas un buen dia a dia.
    Cuidate amiga y se muy feliz.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Creo que la vida es un camino de superar errores.
    Que debemos primero, saber como somos y realmente que queremos, sin el bombardeo de los que de afuera nos quieren masimizar.
    Creo que el imponer cambios a otros es absolutista.
    ¿ Por algo no somos todos iguales no?
    Porque una cosa son los cambios y otra la comprension y tolerancia.

    Cariños mil.

    ResponderEliminar
  19. Hola Fina las personas no somos clacetines para darles la vuelta. Cada uno es cada uno. Yo si creo que se pueden cambiar y modoficar parte de nuestro carácter cuando eñño nos hace infelices. Se necesita mucha voluntad y humildad. En eso se basa la convivencia. SAl menos yo lo vo así.
    Gracias por tus palabras.
    Un beso

    ResponderEliminar
  20. Tu mismo lo has dicho suoerer errores significa cambiar. No todo el mundo lo hace.
    "Hay quién muere con las botas puestas" y todos se tienen que adpatar a él o ella.
    Y otra la tolenrancia que para mi tien más que ver con la forma de pensra de cada uno.
    Siempre he hablado de un cambio personal voluntario y no impuesto.
    Basta que nos impongan algo para persisitir en afianzarnos más creo yo.
    Un beso Abu y gracias por tu comentario

    ResponderEliminar

Bienvenido. Gracias por tus palabras , las disfruto a tope y además aprendo.

“EL TIEMPO QUE PERDISTE POR TU ROSA HACE QUE TU ROSA SEA TAN IMPORTANTE”. Saint-Exupéry

“EL TIEMPO QUE PERDISTE POR TU ROSA HACE QUE TU ROSA SEA TAN IMPORTANTE”. Saint-Exupéry