"La mejor herencia que se le puede dar a un niño para que pueda hacer su propio camino, es permitir que camine por sí mismo." Isadora Duncan

"Estoy convencido que uno de los tesoros que guardan los años es la dicha de ser abuelo"
Abel Pérez Rojas

Te quiero

Te quiero

"No entiendes realmente algo a menos que seas capaz de explicárselo a tu abuela." Albert Einstein

lunes, 25 de octubre de 2010

Alma, conciencia o energía


La Inteligencia Universal fluye a través de todo lo creado. Su Presencia y la existencia del ser humano no es algo fortuito, casual ni al azar. No se puede ver, pero es evidente que está allí.
Ante los ojos humanos, es invisible y sin embargo se mueve y cambia constantemente de forma.
Los científicos le han colocado muchos nombres, entre ellos: energía, cuantos de luz, átomos, electrones, fotones,...
Inexplicablemente, el continuo movimiento de estas partículas, sus oscilaciones y los persistentes cambios de posición es lo que le da vida y nombre a todo aquello que sí se puede ver.
De igual manera, en el ser humano también se encuentra la totalidad del Universo.
El Alma, la Conciencia Individual, la Humanidad Inherente o ese cúmulo energético que no se ve, ha ido evolucionando desde la eternidad.
Cada individuo, sus acciones, sus pensamientos, sus palabras, sus sentimientos, sus emociones,son el reflejo del desarrollo energético interno y del grado de perfección alcanzado. Esa energía manifestada, no es más que el ordenamiento y reordenamiento de esas partículas tan sutiles que conforman su esencia o su Alma en evolución.
Es decir, cada acción realizada por cada persona es una manifestación de un patrón energético, en el cual ellas se reúnen y se definen según sea el caso, durante períodos de tiempo imperceptibles al ojo humano.
Dicho movimiento energético proyectado hacia el exterior
es lo que determina la “calidad” de la cualidad o del valor humano cuando se acciona humanamente.
En el caso contrario, si la energía se encuentra distorsionada o no ha alcanzado su perfección, entonces las cualidades proyectadas puede que sean negativas y quizás inaceptables por la mayoría. Y así sucesivamente, ellas tienden a reordenarse y redefinirse según las condiciones, el tiempo, el lugar y las circunstancias.
Se unen y se separan interiormente, buscando nuevas combinaciones, en un continuo, ordenado y equilibrado estado energético de cambio.
El investigador Masarú Emoto, ha podido captar en fotografías, estos movimientos en las partículas que conforman el agua sometiéndola a diferentes sonidos, palabras, sentimientos, cantos, oraciones,…
Igual ocurre con la energía sutil del ser humano. Cada pensamiento, cada palabra, cada acción, cada reacción, cada sentimiento, cada emoción,…, es un nuevo movimiento energético que se produce en su esencia o en su Alma.
Individualmente, cada uno de estos movimientos cuando se van perfeccionando es un patrón relativamente real, que de acuerdo a su percepción, se le ha colocado un nombre, y en su conjunto, se les conoce como virtudes, cualidades, dones o valores humanos.
Ese nombre individual asignado: amor, paz, felicidad, igualdad, es una descripción temporal de esas combinaciones energéticas, en la que cada una de ellas, es una con las demás, en una íntima relación con el resto de lo que existe.
Es esa la razón, por la que las virtudes o los valores humanos, no pueden estar fuera del ser humano ni pueden ser aprendidos ni enseñados y menos adquiridos u obtenidos, ni conferidos, ni conseguidos, y por lo tanto, no pueden nunca jamás perderse.
Cada movimiento energético manifestado, tiene cierto parecido con el otro, pero con una leve característica, que lo hace diferente.
Esta cualidad de semejanza del uno con el otro, los hace energética y particularmente semejantes, pero a la vez, energética y particularmente diferentes en sus manifestaciones.
Cuando se activan y se manifiestan de manera equilibrada, se van desarrollando, fortaleciendo, afianzando, consolidando y/o arraigando, fortaleciéndose así la Humanidad Inherente.
Pero cuando esta manifestación no se realiza adecuadamente, esas partículas se van desarmonizando, distorsionando, desvirtuándose y/o tergiversándose según el caso.
El reflejo del desarrollo energético interno, junto al grado de perfección fortalecido, es lo que finalmente define el carácter y el nivel de conciencia alcanzado por una persona.
Es esta la razón por la que cada uno de nosotros debemos participar conciente y voluntariamente en nuestra transformación individual. Con esta actitud, nuestras energías inherentes se expandirán lográndose también con ello, una transformación colectiva.

Elizabeth Vârga Ramírez

10 comentarios:

  1. Hola Katy:
    Siempre he sido bastante obtuso para este tipo de cosas, pero con lo que sí comulgo es con que la energía que poseemos es fuente de todo nuestro movimiento en la vida. Que en ella están nuestras acciones y que hay que dejarla fluir. No voy mucho más allá como te digo.
    Fantástico que esa energía pueda ser retratada en imágenes. Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Hola Katy. Fantástico post. Todo lo relativo a este tema es muy interesante. Te dejo un par de vídeos que no sé si viste en su día: http://franciscoalcaide.blogspot.com/2010/06/todo-es-energia.html

    Lo tuiteo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Hola Katy:

    Interesantísimo, pero a mi, como a Rafa, se me escapan muchas cosas, aunque la idea principal creo que la capto Somos todo enregía que debemos utilizar adecuadamente aprovechando, como si de una central se tratase, los mejores momentos.
    Un beso y feliz semana

    ResponderEliminar
  4. Hola Katy, Hace años me fotografiaron el Aura, aunque soy bastante exceptica, si creo que la energía es lo que nos mueve en nuestra forma de actuar y que cuando estamos Baj@s es por falta de energía.
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Hola Rafa, yo sugiero, comparto, pienso y busco. Y esto de la energía me convence bastante porque lo llevo experimentando. Creo que hay una energía negativa y una positiva. Y que influye en la vida. Lo que ya encuentro difícil es su manejo.
    Pero no deja de ser interesante
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Hola Fernando a todos se nos escapan las cosas, no solo a ti. Si lo tuviéramos todo tan claro no seguiríamos buscando ni haciéndonos preguntas... Somos limitados amigo, que le vamos a hacer.
    Un abrazo con energía positiva hoy para ti.

    ResponderEliminar
  7. Hola Francisco si lo vi porque el tema me interesa. Pero no me importa importa volver a verlo. Pasar por tu blog siempre es un placer:)
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Hola Contrapunto y a mi también, aun conservo la foto. La he buscado para subirla y no la encuentro:(
    Yo en eso estoy de acuerdo, nuestra energía nos mueve y a mi me salió calcalda.
    Un beso y gracias

    ResponderEliminar
  9. Hola Katy:

    Yo si voy en la línea de creer que somos fuentes de energía y que no solo nos sirve para "movernos" en la vida, sino que la proyectamos hacia otros.

    No hay nada más debilitador que tener al lado a una persona negativa, pero al contrario es una gozada.

    Las palabras, tanto como las acciones, son un medio para dejar fluir nuestra energía y de la manera que lo hagamos será la calidad de ella.

    Por ejemplo, imagina que uno de tus nietos es un trasto de armas tomar, no es lo mismo que digas "Pero mira que eres malo, eh?" a que digas "Desde luego, muy bueno no eres".

    También he visto los cristales de agua de Masaru Emoto, que ya solo como "obras de arte" vale la pena verlos y cómo una palabra negativa puede conseguir un efecto totalmente contrario: fealdad.

    Somos 2/3 de agua...tal vez nos iría mejor buscando lo bueno y no resaltando lo malo.

    Besos energéticos, Katy...y para tu parte de agua: ¡GUAPA! ¡GUAPA! y ¡GUAPA", olé.

    ResponderEliminar
  10. Las palabras conforman nuestra mente eso está claro. No es lo mismo decir como bien apuntas estoy fatal, horrible, que decir hoy me encuentro menos bien. Porque ya estamos quitando negatividad e introduciendo positividad. Y yo también creo que debido a nuestro ser racionales fácil entender y comprender mejor que somos energia.Yo lo llevo experimentando hace muchos años. Pero cada cual debe descubrilo por si mismo.
    Un beso guapísima:)

    ResponderEliminar

Bienvenido. Gracias por tus palabras , las disfruto a tope y además aprendo.

“EL TIEMPO QUE PERDISTE POR TU ROSA HACE QUE TU ROSA SEA TAN IMPORTANTE”. Saint-Exupéry

“EL TIEMPO QUE PERDISTE POR TU ROSA HACE QUE TU ROSA SEA TAN IMPORTANTE”. Saint-Exupéry