"La mejor herencia que se le puede dar a un niño para que pueda hacer su propio camino, es permitir que camine por sí mismo." Isadora Duncan

"Estoy convencido que uno de los tesoros que guardan los años es la dicha de ser abuelo"
Abel Pérez Rojas

"No entiendes realmente algo a menos que seas capaz de explicárselo a tu abuela." Albert Einstein

sábado, 17 de marzo de 2012

Tres viajeros

Nuestra profe de yoga Alba sigue contándonos cuentos positivos mientras nos relajamos y aquí tenéis el del jueves pasado:

Por un desierto de arenas doradas y dunas cambiantes, como las que salen en las postales viajaban tres hombres desde diferentes lugares, con diferentes sueños, experiencias y metas en la vida.
Durante el día hacia calor y por la noche se podían contemplar las estrellas como en ningún otro lugar del mundo.
Un día por estas casualidades de la vida se encontraron los tres y como el camino era largo, duro y aún les quedaba mucha distancia por recorrer,
pensaron que sería mejor y más divertido hacerlo en compañía. Así que decidieron de mutuo acuerdo hacer el camino juntos, hasta que tuvieran que separarse.
Durante el viaje se fueron conociendo y entablaron una gran amistad. Compartieron alegrías, penas y retazos de sus vidas hasta el punto de poner todo lo que llevaban en común, el agua y los alimentos que portaban cada uno. Todo iba de maravilla hasta que llegó el día en el que se dieron cuenta de que sólo les quedaba un trozo de pan y un vaso de agua a lo sumo. Era tan poca cantidad que no se podría repartir, ni dividir y tendría a la fuerza de ser para uno solo de ellos.
¿Cómo elegir al que iba a tener la suerte de tomarse lo que quedaba?
A uno de ellos se le ocurrió la idea de que se lo llevaría el que tuviera el sueño más hermoso aquella noche. Ese see llevaría el preciado botín.
Allí mismo plantaron las tiendas ya que la noche se le echaba encima y con el estómago vacío se echaron en brazos de morfeo. Cuando se levantaron a la mañana siguiente se contaron sus sueños.
El primer viajero dijo:
-He aquí mi sueño. Visite un lugar maravilloso lleno de luz y me encontré con un hombre de una mirada llena de bondad que se dirigió a mi con estas palabras: -
“Eres tú el que merece el pan y el agua, por tu vida pasada y también por tu vida futura, que serán dignas de admiración entre todos los hombres”.
El segundo viajero contó el suyo.
-He visto mi vida pasada y mi vida futura que aún estaba por llegar y que también me he encontrado con un gran hombre sabio que me dijo:
- “Eres tú quien merece el pan y el agua. Eres el más preparado de los tres. El destino te ha elegido para guiar a otras personas en el y es de suma importancia que estés bien alimentado”.
Entonces el tercer viajero dijo:
-En mi sueño no he visto nada, ni he oído nada. No me he encontrado con mi vida pasada ni con mi vida futura, ni ningún sabio me ha dirigido la palabra. Pero he sentido una presencia todopoderosa que me ha empujado a levantarme para buscar el pan y el agua. Y eso es lo que he hecho amigos, que me lo he comido y bebido sin oponer resistencia.


Los sueños tendrían que motivarnos a ponernos en marcha para conseguir nuestros objetivos. Despertar y no esperar para decidirnos. Soñar con los ojos abiertos para llegar a dónde queramos. Aquí y ahora y no dejar pasar las oportunidades por estar soñando.

20 comentarios:

  1. Muy bueno.
    Yo esta historia ya la conocía en formato de chiste :)
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Estoy de acuerdo en que "los sueños tendrían que motivarnos a ponernos en marcha", pero en el cuento que nos relata, el verdadero valor es el egoísmo. Saludos, Katy.

    ResponderEliminar
  3. Un consejo muy práctico, madame. Y alejar las pesadillas, también!

    Feliz sábado

    Bisous

    ResponderEliminar
  4. Lo que quiere decir que a veces los sueños se cumplen je je. . Un ejemplo de egoismo como dice Francisco, aunque también puede interpretarse como el que no corre vuela.

    Feliz fin de, besos

    ResponderEliminar
  5. A mi me ha gustado desde luego y sobre todo cuandas con los ojos cerrados y relajada concentrada en la respiración parce que que estás en un sueño.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Se puede interpretar de muchas maneras. Para mi lo que quiere decir que a veces por sonar no te pones en marcha y otros te toman la delantera. Solo quedaba para uno.
    Si se trata de sobrvir me parec que nadie se plantea morir primero.
    Pero no soy quien para analizar lo que los demás piensan, interpreta o sienten.
    Bss

    ResponderEliminar
  7. Hay que ser prácticos madame. A veces los sueños engañan. Dos eran iluminados que merecían sobrevivir por sus méritos y talentos. Y el otro fue más listo y práctico y se dejo se sueños para convertir su ilusión en realidad que no era otro que vivir.
    Bisous

    ResponderEliminar
  8. Pues a veces si, si se cree en ellos. Respero la opinión de Francisco ya que lo citas pero creo que en esta historia los tiros van por otro lado. Al menos los comentarios iban en la dirección de no postegar lo importante.
    Bss

    ResponderEliminar
  9. Está bueno.Te mantiene atenta durante toda la lectura.
    Me hizo gracia el que no soñó y se comió la ración .Claro que fue egoísta y no pensó en los otros dos.
    A veces perdemos más tiempo en soñar o en tomar determinaciones que en actuar.

    Besos y feliz finde!!!!!

    ResponderEliminar
  10. Creo Carmela que no fue egoista. Cómo iba a pensar en los otros dos cuando solo uno podía comerlo.
    Como tu dices yo creo que los sufies de egoistas tienen poco ve poorr aquí: "A veces perdemos más tiempo en soñar o en tomar determinaciones que en actuar".
    El agua y el pan son solo un ejemplo.
    Bss

    ResponderEliminar
  11. Gracias amiga por compartir.
    Moraleja:
    Lo importante en la vida es pensar, trabajar y comer; mientras otros piensan, sueñan o habla....
    Un abrazo.
    Jecego.

    ResponderEliminar
  12. Lo conocía en forma de chiste y lo que se prentendía destacar es la audacía, el egoismo, como tu dices hay muchas lecturas.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. Si, de esta lectura se pueden sacar muchas conclusiones. La mía es que cuando está la vida en peligro, no te puedes parar a soñar. ¿Egoísmo o sobrevivir?

    Besos

    ResponderEliminar
  14. Gratisima la ensañanza que hoy has compartido!!!!!

    Cariños

    ResponderEliminar
  15. Hola Katu: bueno, sí, pero hay que reconocer que fue un poco egoísta.
    Me ha gustado la historia. Un abrazo

    ResponderEliminar
  16. Creo Isidro que has captado la esencia.
    Bss

    ResponderEliminar
  17. Hola Chele todo depende del enfoque creo yo.
    Bss

    ResponderEliminar
  18. Hola Marianela. comparto tu visión. Pienso que a hora de sobrevivir no hay lugar para los sueños.
    Bss

    ResponderEliminar
  19. Gracia por la vivita Abu, Creo que al menos hace pensar.
    Bss

    ResponderEliminar
  20. Claro que fue, pero hay egoísmos y egoísmos. Solo había para uno.Mientar los demás soñaban el se puso a la tarea. Sobrevivir
    Un abrazo Rafa y gracias

    ResponderEliminar

Bienvenido. Gracias por tus palabras , las disfruto a tope y además aprendo.

“EL TIEMPO QUE PERDISTE POR TU ROSA HACE QUE TU ROSA SEA TAN IMPORTANTE”. Saint-Exupéry

“EL TIEMPO QUE PERDISTE POR TU ROSA HACE QUE TU ROSA SEA TAN IMPORTANTE”. Saint-Exupéry