"La mejor herencia que se le puede dar a un niño para que pueda hacer su propio camino, es permitir que camine por sí mismo." Isadora Duncan

"Estoy convencido que uno de los tesoros que guardan los años es la dicha de ser abuelo"
Abel Pérez Rojas

Te quiero

Te quiero

"No entiendes realmente algo a menos que seas capaz de explicárselo a tu abuela." Albert Einstein

jueves, 12 de noviembre de 2009

Modales


En mi época de estudiante... (long time ago) había una asignatura que se llamaba " cívica y urbanidad " En el no se enseñaba la tan traída y llevada moda por el respeto a los demás y digo moda porque todo se queda en la apariencia para justificar nuestra falta de compromiso y pasar de largo cuando nos conviene. "Yo respeto a la persona" pero eso no quiere decir que esté siempre de acuerdo con lo que dice o hace una persona. "Ni que todo vale".
A lo que iba en esa asignatura se enseñaban modales y manera de comportarse, con los mayores, en la mesa, cuando y como saludar, con las presonas enfermas, con los proferores, con los discapacitados.. En definitiva EDUCACIÓN
Ahora se nos llena la boca de la la palabra "libertad" para que todo cuele, ser groseros, mal hablados, insultar y eso sí , todos tenemos derechos, pero obligaciones pocas o ninguna . Admiramos a una persona cuando nos saluda, nos da las gracias o nos cede paso, cuando es lo normal y lo contario lo llamativo
El libro de la sabiduría dice: "Los modales de la gente buena son agradables, pero los modales de los soberbios son bruscos y antipáticos"

He aquí una lista de modales simpáticos que he encontrado perdidos entre montones de "papeles " que guardo con cariño aunque no se lleve ni esté de moda.


- Llevar siempre un rostro agradable y sonriente (saludar antes de que
nos saluden)
- Hacer bien a quienes nos hacen mal
- Aprenderse el nombre de los demás (por su nombre y no apellido)
- Dar siempre las gracias
- Recordar fechas importantes (cumpleaños, aniversarios, grados, etc)
- Alabar las cualidades y éxitos de los demás.
- Contestar pronto las cartas, llamadas telefónicas y emails.
- Escuchar con verdadero interés lo que la otra persona nos dice
- Hablar bien de los demás
- Saber negar un favor con toda gentileza
- Saber decir un SI con verdadero cariño cuando vamos hacer favores
- No gritar en las reuniones

Tener modales simpáticos es una de las condiciones de formarse un buen carácter.

Tienes un buen carácter?, si no a formarlo.
Para ello tal vez necesitemos:

Un borrador, para borrar de nuestra historia todo lo que nos haga daño.
Un detergente, para quitar las manchas de las máscaras que usamos a diario.
Unas tijeras, para cortar todo aquello que nos impide crecer.
Un pájaro, para que nos enseñe a volar alto y cantar con libertad.
Una tinaja, para añejar el cariño y la madurez del amor.
Un frasco transparente, para conservar las sonrisas y sin tapa para escuchar
su alegre sonido.
Unos lentes, correctores de la visión de la vida, que nos permitan observar
con amor al prójimo y a la naturaleza.
Una ardilla, que nos indique como trepar por las ramas del árbol de la sabiduría.
Unas agujas grandes, para tejer sueños e ilusiones.
Un cofre, para guardar todos los recuerdos que construyen y dan vida.
Un cierre (zipper), que permita abrir la mente cua ndo se desee encontrar respuestas, otro para cerrar nuestra boca cuando sea necesario, y otro para
abrir nuestro corazón.
Un rebobinador de películas, para recordar los momentos más felices en nuestras
vidas.
Un reloj, para darle todo el tiempo al amor y al amar.
Los zapatos de la ética y la moral, para pisar firme y seguro por donde quiera que vamos.
Una balanza, para pesar todo lo vivido y todo lo experimentado.
Un espejo, para admirar una de las obras más perfectas de DIOS...

Mi amiga Nikkita aporta este video en dónde se puede constatar que los padres son los primeros educadores, y que los hijos no aprenden sino imitan.
http://www.youtube.com/watch?v=2l4hGvSIZSA&feature=player_embedded

23 comentarios:

  1. Hola Katy!! Estás bien de salud? Espero que si. Hermoso post y es real que ya no se usan los buenos modales. El rostro de la gente no muestra una sonrisa agradable. Qué lástima.
    Besosssss

    ResponderEliminar
  2. Hola Katy:
    Siendo cierto lo que dices, pienso que las cosas no han cambiado tanto. Mi tío me solía contar las gamberradas que hacían en su época y la verdad es que algunas ponían los pelos de punta.
    Los tiempos cambian, pero lo que no estoy tan seguro es que hayan cambiado las actitudes de las personas. Ahora los medios de comunicación airean todo, antes no había medios de comunicación.
    Con esto no quiero quitar valor a tu mensaje, que va, todo lo contrario, pienso como tu que tenemos que buscar la manera de reforzar los valores basados en el respeto, pero en el fondo el problema es que seguimos siendo los de siempre.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Me parecen las "normas" civicas minimas para poder llevar una buena convivencia entre todos y es verdad que no andamos precisamente sobrados de ellas, pero hay una que al leerte cai en la cuenta que es algo mas habitual de los que muchas veces reparamos ¿no ves muchas personas por la calle con gesto triste o huraño?, hay veces que decir hola a alguien parece como si le ofendiera o no responden al saludo. En fin a saber lo que cada cual llevara en su cabeza.
    Besinos.

    ResponderEliminar
  4. Gracias Gabriela, ya se ha pasado la la diagnóticada y moleta "Gripe"
    hoy voy siendo la misma hiperactiva intentando echar el freno.
    Si que es cierto que soy una persona sonriente gracias a Dios me encuentro con gente que no saluda, otra que mira para el otro lado, algunos sueltan un gruñido y ya.
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Hola Javier, por supuesto me alegro que pienses asi, sufrirás menos. Yo no lo veo así. Me he movido y me muevo en el mundo de los chavales dónde no son las travesuras las que fastidian, en eso no cambiaran jamás afortunadamente, serían de cartón. Es su mala educación y falta de respeto hacia cualquier autoridad. Para mi es una mala educación institualizada.
    Te dan con un balon en la cabeaza y encima se te encaran y sus padres ni te cuento. Como para ceder un asiento. Denuncian a los padres, patelean, les gritan. No son casos aislados.
    Igual tu tienes la suerte de estar rodeado de gente más educada y que cuida los detalles.
    Pero agradezco la aportación sobre tu punto de vista. Voy a refelxionar sobre ello.
    Otro abrazo para ti

    ResponderEliminar
  6. Hablando de normas cívicas Fabia solo hay que ir a una junta de vecinos. Yo tengo 239 vecinos. Y no te cuento el suplicio que es asistir a una junta. Lo que se oye,las barbaridas y el hacha de guerra levantada.
    Parecemos enemigos de trincheras opuestas pegando tiros.
    Lo triste es que es generalizado, no son hechos aislados.
    Seguro que que cada cual tendrá sus motivos pero habría que guardar más las formas. ¿Que formas? diran ellos...
    Un beso

    ResponderEliminar
  7. Hola Katy, una buena entrada para reflexionar. Esa asignatura de la que hablas, a mi me la enseñaron mis padres en casa, igual que me enseñaron lo que era el respeto al prójimo pero ahora veo a amig@s mios, de mi generación, con hijos, que siempre se escudan en la falta de tiempo para hacerlo ellos con sus hijos, y efectivamente, sus caras por la calle lo demuestran. Y eso que yo no estoy siempre sonriendo.
    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  8. Gracias Nikkita por aportar tu percepción de la realidad. Los padres efectivamenta a quienes hemos educado los nuestra generación por cierto tienen el 50%que ver en el asunto. Yo tengo tres hijos y cada uno ve las cosas de una forma. Luego el colegio y la sociedad tambien tienen que ver y aportar sino seríamos calcomanías. Yo desde luego no tengo la solución únicamente asisto a cosas que no me gustan. Al menos intento reflexionar sobre el tema porque soy consciente que el futuro lo van a construir los niños de hoy, eso está claro. ¿Con que valores?
    Un beso

    ResponderEliminar
  9. Buenas reflexiones Katy. Los modales se componen de dos partes. Una es la educación y otra la naturaleza. Si no van parejos, al final, no es que se pierdan , es que nunca se tuvieron.

    Si se echan en falta los buenos modales. Lo que pasa que no todo el mundo leee las recetas que nos has dejado.
    Me ha gustado mucho

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Querida Katy, todo lo que acabo de leer lo reduzco a "tratar a las personas como te gustaría que te traten a ti" de Confucio.
    MI madre decía "palabras mágicas: saludar, agradecer, y decir lo siento" Son tan simples y hacen un efecto tan positivo e imperecedero. Gracias por la reflexión.
    Un beso

    ResponderEliminar
  11. Es cierto que los malos modales siempre han existido, “Hay gente para todo, y cada uno es de una leche” como decía mi abuela.
    No obstante, a mi parecer, estadísticamente estaría clara la diferencia. Por ejemplo; antes sería un dos por ciento los que tenían malos modales, hoy en día, el dos por ciento serían los que tienen respeto a los demás.
    Un buen post. Conozco a más de uno… y más de dos, que le vendría bien estudiarlos y apuntarlo en su agenda.
    Un beso

    ResponderEliminar
  12. sabias palabras... habria q poner como materia a los nuevos futuros en el mundo ... espero se den cuenta alguna ves la falta de educacion...

    ResponderEliminar
  13. Gracias Fernando me ha gustado tu apunte de de que la educación y la naturaleza van parejas. Cierto.
    La palabra, las enseñanzas si no eres permeable nada se queda.
    UN abrazo y gracias por pasarte.

    ResponderEliminar
  14. Hola Oriana, las palabras tan sabias de tu madre amiga eso si que es simplificar para recordar mejor "saludar, agradecer, y decir lo siento"
    Las dos primeras deberían ser obligatorias, y la última es la más dificil porque al corazón no se le puede obligar, pero quien consigue esta las dos primeras salen solas.
    Un beso

    ResponderEliminar
  15. Gracias Mª Jesús me siento identificada contigo totalmente. Así es. Veo cosas tambien totalmente groseras y me indigno con la gente. La mala educación solo conduce al rechazo. La buena educación como una de presentación.
    Un beso y gracias

    ResponderEliminar
  16. Querido amigo Il Dante, donde andás????? Has desaparecido totalmente. Pienso que seguís de vacaciones!!!!!o es que trabajás mucho? En este tiempo he aprendido a hablar como vos. :-)
    Me alegra tu comentario pero me alegra enormemente más que hayas dado señales de vida. Estoy contigo, todas las mañanas unas clases de comportamiento.
    Un abrazo para ti y familia

    ResponderEliminar
  17. Gracias por pasarte siempre Silvana. Un beso

    ResponderEliminar
  18. no sé que paso con mi primer comentario , te decia que estoy finalmente de regreso y que tus ideas son inspiradoras para seguir adelante ,se puede a pesar de las cosas que se viven no tan buenas seguir y mostrarnos , apreciando lo que tenemos y podemos dar ,con un gesto , y una palabra cordial hace mucho en los demas, tambien que pronto te cambio al Napoleón jeje aún me sonrio con tu comentario saludos y que este bien
    despe

    ResponderEliminar
  19. Katy, he visto hy un vídeo de un anuncio y me he acordado de tí, no se si lo conoces: http://www.youtube.com/watch?v=2l4hGvSIZSA&feature=player_embedded
    Besos

    ResponderEliminar
  20. Gracias Despe y perdona que no habia visto tu comentario. Ya se que me has cambiado al pobre napoleón Q.D.P.
    Un beso

    ResponderEliminar
  21. Gracias Nikkita. Si conocia el video. Es una muestra más de como lo niños "no aprenden sino que imitan" Este era el slogan de la Escuela de Padres.
    Pero está genial que hayas aportado este dato, porque vendrá muy bien para quien lea este post. Es un valor añadido. Lo agregaré con tu permiso. Un beso

    ResponderEliminar
  22. Ya estoy aqui otra vez... :) No necesitas mi permiso, Katy, estaría bueno, ja ja ja. Está genial que lo agregues porque hace reflexionar en detalles en los que muchas veces ni pensamos.
    Besos enormes.

    ResponderEliminar

Bienvenido. Gracias por tus palabras , las disfruto a tope y además aprendo.

“EL TIEMPO QUE PERDISTE POR TU ROSA HACE QUE TU ROSA SEA TAN IMPORTANTE”. Saint-Exupéry

“EL TIEMPO QUE PERDISTE POR TU ROSA HACE QUE TU ROSA SEA TAN IMPORTANTE”. Saint-Exupéry